Austin: Los propietarios de Juiceland amenazan con emprender acciones legales contra los trabajadores en huelga

Foto: trabajadores de Juiceland en una discusión grupal (Fuente: Tribune SC)

Por Taylor Jenson, con contribuciones de David Martinez

El miércoles, el propietario de Juiceland, Matt Shook, envió una carta de cese y desistimiento en represalia contra los trabajadores por organizar y exponer a la empresa durante una huelga que lleva una semana. Los trabajadores que compartieron este hecho con Tribune se han mantenido firmes ante las represalias y las negociaciones fallidas y continúan su huelga, pidiendo a la comunidad que se una a un boicot solidario contra Juiceland.

La huelga comenzó el viernes pasado en una reunión para abordar la insatisfacción de los trabajadores con el salario y las condiciones de trabajo, provocada después de que la empresa administrara mal la dotación de personal y la programación en la planta de producción. La instalación de producción es fundamental para las operaciones de la empresa, ya que prepara ingredientes y embotella jugo para las 35 ubicaciones minoristas de la empresa en Austin, Houston y Dallas. El 9 de mayo, los trabajadores de producción completaron un pedido de 1,300 galones mientras no tenían suficiente personal: 1,000 galones son lo estándar para una jornada laboral. Para cumplir con el pedido, la empresa mantuvo a los obreros en la planta de producción durante tres horas más que su turno programado.

En la reunión del 14 de mayo, la directora de recursos humanos de Juiceland, Jen Cupid, restó importancia a las preocupaciones de los obreros y dio garantías poco convincentes de que se abordarían los problemas. La reciente mala gestión estaba en la parte superior de una larga lista de agravios.

Los trabajadores expresaron a Tribune que en particular los trabajadores negros y latinos se han enfrentado a prácticas racistas de la empresa y han estado al frente de la lucha actual. Además de los bajos salarios, insuficientes para el alto costo de vida de Austin, los trabajadores de producción están enojados por la falta de aire acondicionado central y calefacción, moho negro y mal estado en las instalaciones, acoso sexual en el lugar de trabajo que no se aborda, y más.

Un letrero hecho por un trabajador.

Los problemas médicos y las lesiones de los trabajadores son tratados con negligencia por parte de los propietarios. Después de un accidente en el lugar, en el que un trabajador perdió un dedo en los engranajes de una máquina exprimidora industrial, los ejecutivos buscaron formas de evitar brindarle al trabajador asistencia financiera y médica. Un ex gerente compartió con Tribuneque mientras esperaba la ambulancia el día del accidente, el propietario Matt Shook le dijo al trabajador lesionado que “se concentrara en su chi.”

Después de fingir interés en cumplir con las demandas y negociar de buena fe durante la semana pasada, el miércoles por la noche, Shook envió una carta de cese y desistimiento en la que amenazaba con emprender acciones legales por presunta difamación por parte de representantes de los trabajadores por publicar historias de acoso sexual de los trabajadores en las redes sociales.

En la reunión de la semana pasada, tres miembros del equipo de producción renunciaron inmediatamente en respuesta al hecho de que Jen Cupid no resolvió las quejas, y los restantes decidieron ir a la huelga. Los trabajadores de distribución que son responsables de entregar los productos a las tiendas minoristas también se retiraron, y la misma noche, los trabajadores de las tiendas en varias ubicaciones se declararon en huelga en apoyo. Debido a la huelga, al menos ocho ubicaciones de Juiceland estaban cerradas el domingo. En el momento de redactar este informe, al menos cinco tiendas permanecen cerradas y otras operan a capacidad limitada.

Los trabajadores han presentado una serie de demandas, incluido un aumento salarial base, aumentos salariales regulares en lugar de un aumento salarial poco común basado en el mérito, condiciones de trabajo más seguras, el derecho a retirar democráticamente a los gerentes y más. El lunes, los representantes de los trabajadores se reunieron con Shook y otros ejecutivos en la sede de Juiceland para discutir estas demandas mientras los trabajadores formaban un piquete afuera.

Un representante de los obreros le dijo a Tribune que originalmente había motivos para el optimismo durante las negociaciones del lunes. Las promesas de los ejecutivos de no tomar represalias contra los huelguistas se grabaron en video y los ejecutivos acordaron verbalmente que los trabajadores pudieran retirar democráticamente a sus gerentes, sin embargo, ninguna de sus demandas se ha cumplido.

Las negociaciones se rompieron aún más cuando los ejecutivos publicaron una declaración sin la aprobación de los representantes de los trabajadores de que la propiedad había acordado originalmente escribir junto con los trabajadores. La página de Instagram de los trabajadores (@juicelandworkersrights) declaró: “Cuando nuestro supuesto primer acto de avanzar juntos terminó siendo dictado únicamente por [los propietarios de la empresa], nuestra confianza se rompió.”

Mientras Shook y el resto de los ejecutivos han renegado de los acuerdos y han tomado represalias contra los trabajadores, los trabajadores se están volviendo más organizados y decididos. Los trabajadores han anunciado sus planes para continuar la huelga y el llamado al boicot, especialmente ahora que los propietarios cancelaron una reunión de negociación originalmente prevista para hoy. Para apoyar a los obreros en huelga, Tribune anima a nuestros lectores a respaldar el boicot de Juiceland y donar al fondo de huelga de los trabajadores.

One thought on “Austin: Los propietarios de Juiceland amenazan con emprender acciones legales contra los trabajadores en huelga

Comments are closed.